1895

Se construye la estación de trenes de Palos Quemados, en Tierras Blancas, donde se detenía el ferrocarril que venía desde la Calera. Tiempo después, se construyó la estación de trenes de Catapilco -en realidad una bodega- lugar desde el cual los turistas y veraneantes se trasladaban al balneario de Zapallar durante las primeras décadas del siglo XX. La red norte de ferrocarriles, que unía Iquique con la Calera pasando por Catapilco, dejó de funcionar en 1975.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado